Se esconden bajo la apariencia de ofertas. Tienen precios muy por debajo de la media. Sus propietarios viven en el extranjero y ponen el correo electrónico como única forma de contacto. Estas son algunas de las características de los anuncios fraudulentos. La clave es que si sospechas que se trata de un anuncio fraudulento, corta totalmente la comunicación con el anunciante.

  • Aquí tenéis 7 consejos para detectar estos anuncios.

 

1- Demasiado barato

Las gangas existen, pero hasta cierto punto. Desconfía de anuncios con alquileres o precios de venta muy por debajo del precio medio. Mira ofertas por la misma zona y con características similares. Es la mejor manera de evitar anuncios fraudulentos, ya que la principal idea de estas estafas es engañar al cliente con precios bajos.

 

 

 

 

2- Si no has visto la vivienda, no pagues por adelantado

 Concierta una cita para ver el local, piso o casa que te interesa. Nunca accedas a pagar por adelantado cuando no has visto el inmueble. Desconfía de los anunciantes que digan encontrarse en el extranjero y que por ello les es imposible realizar una visita. Los presuntos propietarios piden una cantidad de dinero para enviar las llaves por mensajero. Nadie en su sano juicio mandaría las llaves. Tú sigue tu instinto y no transfieras dinero bajo estas mismas circunstancias.

 

 

3- Presta atención a las fotos

Imágenes espectaculares que no concuerdan con las características de la vivienda. Compruébalo y lo sabrás. Coge una de las fotografías y arrástrala a Google Imágenes para comprobar si se ha publicado en webs de otros países, páginas de hoteles o de decoración. Muchas veces los timadores cogen fotos de internet que añaden a la estafa, para hacer más atractivo el anuncio y piquemos más rápido.

 

 

4-Saca tus dotes de investigación

 

Ponle cara al propietario o, al menos, averigua si se trata del verdadero. Cuando sea un particular, confirma que es realmente el dueño de la vivienda. ¿Cómo? Muy sencillo. Verifícalo en el Registro de la Propiedad o solicita una nota simple vía Internet. Se trata de un documento oficial con toda la información del inmueble.

 

 

 

5- Contáctame solo por email

 

Piensa mal y acertarás. El día dura muchas horas y raramente el anunciante está ocupado cada minuto. Si el supuesto propietario te dice que solo contactes con él vía correo electrónico, comienza a sospechar.

 

 

 

 

6- Tus datos personales y financieros son tuyos

 

Te hemos aconsejado que no des dinero sin ver el piso. Tampoco entregues datos personales, bancarios ni laborales, aunque te digan que es para formalizar el alquiler Nunca cedas a estos requisitos, ya que todo vale para la estafa.

 

 

 

7-La mejor prevención es ser prudente

 

Si sospechas que se trata de un anuncio fraudulento, corta totalmente la comunicación con el anunciante. Se prudente no te fíes ya que pueden sacar tus datos para algún uso fraudulento o incluso robarte. En cuanto notes que un anuncio puede ser engañoso denúncialo y así los profesionales podrán investigarlo y ayudarás a que otras personas no caigan en la estafa.